INAUGURAMOS UN MINYGYM GRACIAS A LA FUNDACIÓN GARRIGOU Y EL PODER DEL CHÁNDAL

INAUGURAMOS UN MINYGYM GRACIAS A LA FUNDACIÓN GARRIGOU Y EL PODER DEL CHÁNDAL

Conseguir que los niños en situación de enfermedad o con alguna discapacidad se muevan más de lo que lo hacen es el objetivo de la ONG «El Poder del Chandal», y de quienes la forman, Sonsoles Hernández, presidenta, Silvia Paños, vicepresidenta y Jesús Lucia, secretario.

Un objetivo que va muy acorde a los fines de la Fundación Garrigou, y al Colegio de Educación Especial  María Corredentora ofrecer una educación de calidad a niños y jóvenes con discapacidad intelectual, y una parte fundamental de la Educación es la actividad física. Tener una vida activa, un correcto control postural y realizar de forma periódica un movimiento controlado es fundamental para la adquisición de conocimientos cognitivos más complejos.

En este sentido, el MiniGym que ayer se inauguraba en el Colegio de Educación Especial María Corredentora va a permitir a niños de 3 a 8 años con discapacidad intelectual fortalecer su cuerpo, trabajar diferentes aspectos que por su situación de retraso madurativo son fundamentales y reducir aquellas lesiones o problemas musculares que en muchas ocasiones van unidos a su situación de discapacidad.

El nuevo MiniGym cuenta con una cinta de andar, una bicicleta, una elíptica y un disco giratorio, todo en miniatura y ajustado a la altura de los niños para que puedan sacar el máximo potencial.

Al acto de inauguración que se realizó este jueves en el Gimnasio de Fisioterapia del CEE María Corredentora acudió la vicepresidenta de la Fundación Cristina Gerechter,  los miembros de «El Poder del Chandal», la directora del colegio, Isabel Alonso, el profesor de Educación Física del centro, José Manuel Gómez Pascual, Soledad López y María Eugenia López, miembros del equipo de Fisioterapia, y los nadadores paralímpicos Carlos Martínez y Francisca Castro, quienes destacaron la importancia que el deporte ha tenido en sus vidas y lo beneficiosos que son proyectos como el MiniGym.

Sin duda, la parte más importante del evento fue la demostración que hicieron Mateo, Marta, Martina, Bosco y Marta subidos a las máquinas, demostrando que realizar actividad física no solo es beneficioso, sino que es muy divertido, y más en este nuevo MiniGym con el que cuenta el CEE María Corredentora gracias a la colaboración de la Fundación Garrigou con El Poder del Chandal.